Mi bagle con pollo tejano, es toda una locura. Receta paso a paso.

Diferentes texturas te van a regalar un bocado repleto de sabor.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Hoy os proponemos un capricho de fin de semana, un bocado de esos que uno se reserva para pecar ¿o no hay acaso algo de pecado en un bocadillo? claro que éste no es un bocadillo tradicional, resulta sugerente e innovador desde el pan -será un bagle- hasta el último de los ingredientes con los que lo vamos a rellenar.

El bagle -o bagel- es un pan de origen polaco, se popularizó entre la comunidad judía y comenzó a hornearse en Londres desde donde llegó a Norteamérica; hoy en día lo podemos encontrar mucho más allá de su Polonia natal y también en nuestras panaderías.

Y ahora que tenemos el pan, vamos al relleno; que nuestro bagle sea tejano nos da ya una pista de lo intensos que serán los sabores que esconde; lleva carne, una tan suave como lo es siempre la pechuga de pollo pero condimentada de tal modo que se llenará de sabor; pero no creas que nos conformaremos con poner una deliciosa carne preparada a la plancha, hecha hilos y envuelta en tomate frito, ketchup y otras salsas; también añadiremos queso, lechuga, aceitunas negras y… ¡nachos!.

¿Eres de los que siempre ha hechado de menos algo más crujiente que la lechuga dentro de sus bocadillos? si es así tal vez, cuando nadie mira, seas de los que desliza una patata frita entre el jamón y el queso de tu sandwich, junto al tomate y escondida por una hoja de lechuga.

Pues bien, con este bagle no vas a tener que esconder el punto crujiente de tu bocadillo, nuestra receta no sólo sugiere un acompañamiento nachos con queso fundido, que también, sino que desliza algunos entre pan y pan.

¿Listo para disfrutar el bocadillo más espectacular que has preparado nunca? te contamos paso a paso como prepararlo.

Receta: Mi bagle con pollo tejano, es toda una locura.

  • 1 / 9

    Ingredientes para 6 personas:

    6 bagle, 2 pechugas de pollo enteras, 1 cucharadita de semillas de chile (opcional), 1 cucharadita de sal de cebolla, 1 cucharadita de semillas de comino, 1 cucharadita de ajo en polvo, 1 cucharadita de pimentón dulce, 1/4 cucharadita de pimienta, 150g de ketchup, 200g de tomate frito, dos cucharadas de azúcar integral de caña, 40g de salsa worcestershire, unas hojas de lechuga, aceitunas negras, 6 lonchas de queso, 2 cucharadas de aceite de oliva, crema agria y nachos de maíz.

  • 2 / 9

    Lavar y secar con un paño las pechugas. Impregnar por los dos lados con sal de cebolla, pimienta, comino, ajo en polvo, pimentón dulce y si deseáis un chispeante toque picante añadir los copos de chile.

  • 3 / 9

    Poner a calentar una sartén con dos cucharadas de aceite de oliva y cocinar las pechugas hasta que estén bien doradas.

    Una vez frías y con ayuda de dos tenedores hacer hilos con su carne.

  • 4 / 9

    En un bol mezclar el tomate frito, el ketchup, la salsa worcestershire y el azúcar. Probad y si es necesario podéis rectificar al gusto personal de cada uno.

  • 5 / 9

    Verter la mezcla en una sartén e incorporar los hilos de pollo.

  • 6 / 9

    Remover y cocinar todo junto durante 2 o 3 minutos para que el pollo se impregne de esta deliciosa y personal salsa.

  • 7 / 9

    Abrir el bagle por la mitad, colocar una loncha de queso y el pollo tejano.

  • 8 / 9

    Continuar con unas aceitunas negras cortadas en dos, unas hojas de lechuga, una cucharada de crema agria, unos nachos crujientes, una loncha de queso, y ya puedes cerrar este espectacular bagle.

  • 9 / 9

    Puedes acompañarlo de unos nachos con queso fundido y disfrutar de cada bocado porque es realmente ¡grandioso!

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Saborear

Directos al paladar. Productos tan deliciosos como difíciles de encontrar “cocinados” o embotellados, en series limitadas, bajo la vigilancia de los expertos más selectos.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.