En el día del libro, ¿tienes un plan?

Este año cae en lunes y, aunque no es feriado en el calendario laboral, las celebraciones del Día del Libro se han convertido en una maratón literaria que comienza varios días antes de la fecha señalada.

  • E-Mail Text Link for Post
  • pinit
  • g+ 1
  • Tweet
  • facebook
  • WhatsApp

Este año cae en lunes y, aunque no es feriado en el calendario laboral, las celebraciones del Día del Libro se han convertido en una maratón literaria que comienza varios días antes de la fecha señalada.

Todo empezó en España hace casi un siglo. En 1923, el escritor valenciano Vicente Clavel Andrés propuso en la Cámara Oficial del Libro de Barcelona celebrar la fiesta de los libros. Años después, en 1930, se instaura definitivamente haciéndola coincidir con la festividad de Sant Jordi que ya era tradición en Cataluña desde la Edad Media. En 1995, el Día del Libro se transforma en una celebración mundial declarada por la UNESCO. Desde entonces, los eventos conmemorativos no sólo se han extendido por todo el planeta, también se han alargado los tiempos de celebración y las actividades vinculadas.

En ciudades como Madrid, el Día del Libro comienza este año la noche del 20 abril que celebrará por todo lo alto la gran fiesta de la lectura con esta décimo tercera edición de La Noche de los Libros cuya principal actividad rescata la figura de Benito Pérez Galdós. Se trata de un paseo por los lugares más emblemáticos de la capital retratados en la obra del autor: las tertulias del Ateneo, el bullicio del Teatro Real, el barrio de Fortunata, la Iglesia de Santa Cruz… En total, serán más de 550 actividades y 600 autores y creadores los que se darán cita en torno a la literatura.

En Barcelona, sin embargo, mantienen casi intacta la tradición popular de la fiesta del Día del Libro. A lo largo del Paseo de Gràcia, la Rambla de Catalunya y La Rambla se concentran la mayoría de las típicas paradas de libros y rosas, escritores firmando sus libros, asociaciones y librerías.

Aunque si hablamos de tradición y mito, es en Montblanc donde se concentra la representación más auténtica y medieval de Sant Jordi y el dragón. Y es que es allí donde se sitúa la versión más popular de la leyenda, donde vivía la bestia a la que se enfrentó el bello caballero para salvar de su fuego a la hija del rey. La tradición añade que de la sangre derramada nació un rosal de flores rojas. Durante dos fines de semana la villa revive su pasado en calles, plazas y torres de la muralla. Se celebran gran cantidad de actos que transportan al público asistente a la edad media: la representación de la leyenda de San Jorge, las escenas de la vida cotidiana, la cena y el mercado, un encuentro de fuego…

¿Qué recomiendan los libreros?

Además de los actos de celebración del gran día de la literatura, las librerías y asociaciones literarias ofrecen un descuento del 10% que es interesante aprovechar. Como también es fácil emborracharse de letras en días y noches como las que se avecinan, las recomendaciones de los libreros siempre ayudan a elegir y acertar.

Entre la inmensa oferta que abarrota los anaqueles de las mejores librerías, los expertos recomiendan un puñadito de obras tan selectas como La fiebre del heno, de Stanislaw Lem (Impedimenta). Ciencia ficción, detectives y un astronauta retirado son los pilares sobre los que Lem construye esta novela de tintes negros que se desarrolla en un balneario de Nápoles. Varias personas han enloquecido y algunas se han suicidado sin que se conozca motivo para ello. Otras parecen haber muerto accidentalmente. Todas son extranjeras, rondan los 50 y viajan solas. Tanto la policía local como la Interpol consideran que no hay pistas suficientes, mientras que una agencia de detectives requiere los servicios de un astronauta norteamericano retirado para que ayude a esclarecerlo.

En clave de autoficción, vuelve Angelika Schrobsdorff. La autora de Tu no eres como las otras madres narra la historia Eveline Clausen en Hombres (Errata Naturae). Se trata de otra novela autobiográfica igualmente directa y turbadora. La protagonista, hija de padre alemán y madre judía, crece durante el auge del nazismo. Una vez perdida su candidez e inocencia se lanza a vivir intensamente, al margen de cualquier consideración social. Los hombres, los distintos hombres que pasan por su vida son para ella sólo una forma de escapar de la realidad.

No sabes lo que me cuesta escribir esto, de Olivia Rueda (Blackie Books) es una historia de superación. Tras sufrir un ictus, la autora tuvo que volver a aprender a leer y a escribir. La obra narra las memorias de su recuperación. “Antes de empezar a leer este libro tienes que saber una cosa: es el libro más difícil de escribir que habrás leído jamás. Porque quien lo escribe no sabe escribir. ¿Cuánto has tardado en leer esta frase? ¿Un segundo? ¿Menos? Pues yo la he tenido que reescribir diez veces. Puede que incluso más. Hace siete años tuve un ataque de epilepsia. Los médicos descubrieron que estaba provocado por una malformación en mi cerebro”.

Anagrama recupera una serie de textos inéditos de Francis Scott Fitzgerald en Moriría por ti y otros cuentos perdidos. No son los mejores del norteamericano, peros su fans encontrarán en ellos apuntes autobiográficos donde rastrear su vida con Zelda, su relación con Hollywood, sus problemas con la bebida.

Por minúsculo que sea el sello, la elección sus textos son siempre una garantía de belleza literaria. Entre ellos, Amores de Leonor de Recondo (Editorial Minúscula). El título lo dice todo. Amores es una historia de sexo y amores diversos, ambientada en la Francia de primeros del siglo XX. Pero también de clases sociales, de hipocresías provincianas y el silencio de las mujeres.

NULL

Más información Día del LibroLa noche de los librosSant Jordi

  • E-Mail Text Link for Post
  • pinit
  • g+ 1
  • Tweet
  • facebook
  • WhatsApp

Moda de Interior

No corta el mar sino vuela

Oops

La versión más personal de todos nosotros, los que hacemos Loff.it. Hallazgos que nos gustan, nos inquietan, nos llenan, nos tocan y que queremos comentar contigo. Te los contamos de una forma distinta, próxima, como si estuviéramos sentados a una mesa tomando un café contigo.

Censura.+

Censura.

Érase una vez una tarde de domingo de invierno y frío, de lana, conversaciones, ideas, censura y liberdad; una de esas tardes en las que las cosas demuestran no ser siempre tan simples como parecen. + ver

Meta información

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.