De plátano verde y tomates.

Dauro y Aubocassa rompen moldes. Son dos aceites, dos zumos de fruta fresca, como ningún otro.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

En Haro, La Rioja, se levanta la bodega Roda. Austera, de hormigón y madera. Bajo el símbolo de la casa, la flor de cardo, se elaboran grandes vinos : Roda I y II, Cirsion, Sela.  Es el proyecto de Carmen Daurella y Mario Rotllant y en él no falta ni siquiera una magnífica galería en la que exponen fotografías. Ni tampoco una enóloga llamada Vega Angulo, que contagia su pasión por el vino y que muestra esa mesa de piedra sobre el Ebro en la que compartir un aperitivo sería un sueño. Vino y queso, apenas nada más. Eso y aceite.

Porque ellos también producen aceite. Suyas son esas joyas llamadas Dauro Y Aubocassa, que tantos premios han alcanzado. Se elaboran siguiendo el concepto de “Aceite de pago” o “Chateau de aceite”, es decir, que todo el aceite procede de una única finca. La primera está situada en la comarca catalana del Empordà y la segunda, en Manacor, Mallorca. Son dos paisajes distintos para dos aceites diferentes, pero con un lugar de encuentro: el Mediterráneo.

En el Empordà hay un fenómeno climático que marca la vida vegetal e incluso el paisaje: el viento del norte, la Tramuntana. Es un viento intenso y continuo, que barre las nubes y limpia el cielo dejando un ambiente limpio y luminoso. Luz y aireación, las dos grandes exigencias fisiológicas del olivo. Allí se cultivan tres variedades: Arbequina, Hojiblanca y Koroneiki. De ella procede Dauro y sus notas a tomate, hortalizas, plátano verde, piel de manzana o pistacho.

La finca de Manacor, al este de la isla, es una antigua heredad. Los suelos son calizos, formados por un hojaldre de lastras horizontales que guardan entre sí acumulaciones de arcillas fértiles. Sobre ellos se crece únicamente la variedad Arbequina. Y resulta Aubocassa otro exquisito zumo de fruta fresca con claros matices frutales y vegetales. Tomatera, apio, zanahoria, tomillo, romero, aguacate, manzana, pomelo rosa, cereales o almendra, todo se aprecia en un aceite de color amarillo verdoso y sabor sedoso.

aceitesdauro.es & roda.es

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp
ID); if ( in_category( 'the-music' )) { aws_amazon_inc($post->ID); } */ ?>

Más en:

Saborear

Directos al paladar. Productos tan deliciosos como difíciles de encontrar “cocinados” o embotellados, en series limitadas, bajo la vigilancia de los expertos más selectos.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.