Silent Pool: la botella de Ginebra más cara y grande del mundo.

Su precio es sólo para un antojo, uno muy grande, el de un gin tónic para ti y para todos tus amigos y familiares y compañeros...

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Lo de las ginebras es un a más, más botánicos, más condimentos, más mejor, más única… pero sin duda Silent Pool Gin se lleva hoy con creces varios de esos méritos que todos buscan. Para empezar el mérito de haber creado la botella más grande de ginebra del mundo, nada menos que 9 litros que darían para unos 130 o 150 gintónics, sin pestañear, y dependiendo de lo cargado que te guste. Luego está su precio, que también la convierte en ‘la botella de ginebra’ más cara del mundo.

Puestos en estas medida, el contenido no deja de ser menos singular que el tamaño de la botella, una ginebra de 24 botánicos diferentes de los que al menos sabemos incluyen los ya de por si sugerentes enebro ‘bosnio’, angelica de Bulgaria, miel y pimienta melegueta o grano del paraíso, que se incorporan al destilado de dos distintas formas, prensados y macerados durante 24 horas antes de añadirlo al proceso de destilado final o macerados en un destilado intermedio y filtrados para añadir a la mezcla tan sólo aceites y aromas. Y hasta ahí, porque el cómo es parte del secreto porque en Silent Pool Gin confiesan que para llegar a esta solución llevan años de ensayos, mezclas, pruebas y experimentos hasta dar con un destilado tan especial que merezca ser embotellado en una edición realmente única.

Y es especial hasta en el más mínimo detalle de su máximo tamaño, la inmensa botella de 9 litros está decorada a mano por la ilustradora inglesa Laura Barret para la agencia SeymouPowell bajo una premisa: que la esencia de sus botánicos se reflejara en la botella. Conseguido. Pero además, la ilustración incluye una pequeña historia que hay que descubrir, una leyenda del siglo XIII de la zona de Surrey Hills donde se encuentra la destilería y la laguna Silent Pool que le da nombre, la de una hermosa doncella que se bañaba de noche en una de las lagunas cuando un jinete que pasaba por allí se quedó tan prendado de su belleza que se metió con ella en el agua y en un alarde de valentía la arrastró hacia aguas más profundas donde la chica sin más se ahogó. La leyenda se pone interesante cuando sigue y desvela que el caballero no era ni más ni menos que el hermano del famosísimo Rey Ricardo, el príncipe Juan. Y no queda si no esa cosa de que a medianoche, esa hora tonta, a ella se la puede ver por el lago, rondando, nadando, tranquila. Pues la ilustradora Laura Barret ha escondido esta leyenda en la ilustración de la botella de modo que hay que darle la vuelta para ir descubriendo las figuras entre los botánicos.

Y contado esto, la botella tiene una versión clásica, de 70cl, para todos los públicos y mucho más accesible, porque la de 9 litros (que se presentará el próximo 10 de marzo en el Hedonism Wines de Mayfair, Londres) tiene un precio de 6.363 euros, 5.000 libras esterlinas o 6.999 dólares americanos, con lo que se convierte en la botella de ginebra más cara del mundo. Pero no nos confundamos, es “la botella más cara y grande”, que el título de «ginebra más cara» lo ostenta la Watenshi Gin: 2.550 euros por cada botella de 70 cl. En todo caso, en esta carrera por el más y más, Silent Pool ya se ha hecho con un podio.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Saborear

Directos al paladar. Productos tan deliciosos como difíciles de encontrar “cocinados” o embotellados, en series limitadas, bajo la vigilancia de los expertos más selectos.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.