Madera española para tu bolso.

España es una fuente artesanal de uno de los materiales de moda más populares del momento.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Patrones, mezcla de colores, texturas… y  materiales. En esto de la moda la imaginación de los genios no se limita en exclusiva a la vanguardia aplicada a las formas o volúmenes, sino que el material ha sido uno de los grandes aliados de diseñadores. En el 2008 Balenciaga decidió que el neopreno iba a abandonar las olas del mar por las aceras de las grandes ciudades. Ana Locking afirmó en el 2013 que las tendencias y los códigos ya no existían; que en el 2.000 todo valía… Y no se puede decir que se haya equivocado.

La madera llegó hace poco a nuestras vidas en su formato más ecológico para cubrir el papel de lo ‘must’ en complementos: primero fueron las gafas de sol, luego los relojes y ahora llega a través de los bolsos. Lo cierto es que no se trata de algo que acaben de inventar, ya que el año pasado un artesano vigués lanzó una línea de bolsos fabricados en este material ‘made in Galicia’, pero, como suele ocurrir en estos casos, si no hay una firma que estampe con fuerza el nombre y el invento, de poco sirve… De nuestro país también salió el complemento valorado como el más caro del mundo. Unos simples 280.000 euros tallados a través de manos zaragozanas en madera de arce natural adornado con piedras preciosas y diamantes.

Y de España también sale la madera que utiliza Michelle Elie, una haitiana-americana dedicada plenamente a la industria con su propia firma y línea de bolsos fabricados en madera de cerezo. Los productos de ‘Scarpa’ están hechos por artesanos locales, una industria que, según reza la propia web de la diseñadora, es ‘difícil de encontrar hoy día’. ¿El precio? Unos 6.000 dólares que, puestos a tener en cuenta la calidad del trabajo y el panorama actual, pues tampoco es tanto, o si… ¿No?

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Oops

La versión más personal de todos nosotros, los que hacemos Loff.it. Hallazgos que nos gustan, nos inquietan, nos llenan, nos tocan y que queremos comentar contigo. Te los contamos de una forma distinta, próxima, como si estuviéramos sentados a una mesa tomando un café contigo.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.