Castelvines y Monteses: la fuerza indestructible del amor.

Sergio Peris-Mencheta estrena en la Comedia una magnífica adaptación de 'Castelvines y Monteses', la versión española de Romeo y Julieta que Lope de Vega convirtió en comedia.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Aun desconociendo el argumento de la obra de teatro de Lope de Vega es casi inevitable pensar en los Montescos y Capuletos de Shakespeare. En efecto, quien así lo haya hecho no va en absoluto desencaminado. Resulta fácil intuir, únicamente por el título, la trama de Castelvines y Monteses que, como la de Romeo y Julieta, gira en torno al amor turbulento de dos jóvenes, por supuesto no bendecido por sus respectivas familias, enfrentadas desde ni se sabe cuándo. Ambos dramaturgos se inspiraron en la historia medieval de los amantes de Verona recuperada por Matteo Bandello en 1554 en los Quattro libri delle Novelle. Y ambas vieron la luz casi al tiempo: Romeo y Julieta se publicó en 1597 y Castelvines y Monteses hacia 1609, aunque se publicó en 1647 (doce años después de la muerte de Lope).

Hasta ahí las similitudes. No sólo en cuanto a la estructura, el género y el final —la de Lope es una comedia; la del bardo británico, una tragedia en toda regla—, también el carácter de los personajes difiere de manera evidente. Julia Castelvín —la Julieta española— no es la adolescente de Verona, insegura e incapaz de gestionar sus emociones, sino una mujer inteligente que bandea las imposiciones con soltura. Roselo Montés —nuestro Romeo—, miembro también de la alta sociedad veronesa e hijo del clan contrario, acepta gustoso los encuentros clandestinos preparados por la dama y sus compinches.

Sergio Peris-Mencheta, junto a José Carlos Menéndez, y su Barco Pirata presentan, en el Teatro de la Comedia de Madrid, junto a la Compañía Nacional de teatro Clásico, una personal versión de Castelvines y Monteses. La adaptación —que incluye textos de Quevedo, Shakespeare y Francisco de Rojas Zorrilla— blinda la idea del amor como fuerza indestructible por encima de las convenciones sociales y los valores obsoletos. Convierten la comedia lopesca, con todo el sentido del humor y la acidez inherente al espíritu de la obra, en un espectáculo musical, divertido, muy en la línea de Lehman Trilogy, también dirigida por Peris-Mencheta.

Los autores respetan el argumento y la estructura en verso de Lope. No así la pureza del texto, que entremezcla danza, acrobacia, música y magia con versos de Quevedo y algunas extravagancias como la de iniciar la pieza en italiano. “Como esta comedia no fue ideada para la lectura, sino para la representación, la adaptación que aquí se ofrece, si poco respetuosa con la letra, lo es bastante con el espíritu. El aire vodevilesco de la comedia nueva aquí está presente en el ritmo musical que le sirve de marco y arquitectura ya desde la ambientación italiana de Verona”, explica el crítico Emilio Pascual.

Trece actores y actrices dan vida a otros tantos personajes cuya vitalidad y espíritu festivo neutralizan los rencores y odios atávicos heredados por los clanes rivales. Se trata de una visión optimista de las peripecias de los dos jóvenes amantes a los que se unen las pasiones y deseos del resto de protagonistas.

+

Castelvines y monteses. Lope de Vega. Teatro de la Comedia (Madrid). Sala Principal.
Del 16 de abril al 13 de junio de 2021.

Más información Compañía Nacional de Teatro ClásicoBarco PirataTeatro de la Comedia

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Ver

La cita cultural del momento en forma de publicación, muestra, subasta, feria, exposición… Un espacio que da cabida a todos los formatos.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.