Vídeos

cerrar

La vuelta al mundo en plato.

Cada plato en su ciudad y cada cuidad en su plato...

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Cada plato en su ciudad y cada cuidad en su plato…

En París un croque-monsieurcroque madame si lleva huevo-, brandada de bacalao o quiche lorraine, un cassoulet, escargots de Bourgogne o unos crêpes. O quizá una degustación de quesos franceses previa a un brindis con champagne

En Londres un roast beef y yorkshire pudding o un fish and chips, una empanada de carne o un shepperd’s pie con su cebolla y sus verduras en la carne componiendo un pastel cubierto de puré de patatas; o quizá un menú hindú porque la comida inglesa es tan cosmopolita como el mismo Londres.

Una pizza en Milán, un carpaccio o unos gnocchi, rissotto, pasta, boletus y de postre panna cotta o quizá un tiramisú.

En Berlín empiezan el día con un bauernfrühstück: un desayuno campesino, del estilo del inglés pero con la patata cocida y presentada sobre cama de cebolla pochada; de aperitivo rollmops, arenques enrollados, y para comer… asado de ganso con col verde y klößen.

Y de Berlín a Barcelona, a la ensalada mediterránea, la escalivada, los calçots, fricandó o arengada; a la macedonia de frutas frescas y el zumo de naranja o al pan tostado con aceite o tomate.

Así, cada plato en su ciudad y cada ciudad en su plato, con la taza a juego para el café solo, cortado, largo o americano, con leche, nata azúcar o sacarina… o para el mejor té oriental o inglés; también la jarra para el estudio y el vaso para el menú.

Y en colores, para regalar vistosidad y luz a la mesa y dar así la vuelta al mundo… en plato.

Más información Mimub

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp
ID); if ( in_category( 'the-music' )) { aws_amazon_inc($post->ID); } ?>

Más en:

Vivir

Pequeños caprichos que ponen un toque de confort en nuestra rutina. Objetos de mesa o decoración que nos hacen sonreír de puro placer estético y sin los que ya no podríamos estar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.