Vacaciones en un castillo de los Alpes autríacos.

Un castillo de cuento en los Alpes austríacos, cerca de Innsbruck y rodeado de nieve en invierno...

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

En esta parte de Austria los inviernos son blancos y todo el paisaje se cubre de una nieve tupida y suave durante varias semanas al año. Pero eso no importa, porque esta idílica escena se puede contemplar desde la ventana de tu habitación, disfrutando de todas las comodidades jamás pensadas y sintiéndote como un auténtico príncipe o una delicada princesa.

La privacidad y la exclusividad suelen ir de la mano, y en el Schloss Igls estas dos características se unen al lujo, lo cual da como resultado un hotel que deja sin palabras a cualquiera. Se encuentra muy cerca de Munich y Salzburgo y tan solo 5 kilómetros lo separan del centro de Innsbruck, una ubicación perfecta pero a la vez alejada de todo el bullicio.

Las coordenadas del Schloss Igls han sido ideadas para encontrar la tranquilidad y nada más pisar sus terrenos los huéspedes se contagian de una calma absoluta. Este impresionante hotel ocupa el que anteriormente fue el castillo de Schloss Igls, una sorprendente construcción diseñada por el arquitecto italiano Moretti, con buen gusto y mejor ojo.

Ocupa una extensión de 5.000 metros cuadrados, por lo que resulta perfecto para desconectar del mundo exterior y centrarse solo en uno mismo y nuestra compañía. Porque en este hotel es muy sencillo ponerse en la piel de un rey, dejarse mimar y disfrutar de un entorno envidiable que está encuadrado por la cordillera Nordkette y el monte Patscherjofel.

Cinco estrellas que se reflejan a la perfección en su mobiliario de época, selecto y clásico, con aires de realeza, baños de mármol, piezas de madera de estilo rústico tirolés y amplios espacios en los que la luz deja todos sus secretos al descubierto. La elección es complicada: 18 habitaciones y suites más un apartamento boutique, lo que cada uno prefiera.

Un paseo por los jardines, un baño en la piscina cubierta mientras se contempla el paisaje a través de sus ventanales, un rato de lectura en su biblioteca y, a su alrededor, varios campos de golf, pistas de tenis cubiertas, el lago Lansersee, un centro de equitación y una pista de esquí olímpica. Caprichos de castillo que se pueden hacer realidad en el Schloss Igls.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Viajar

Una brújula que nos acerca a esos destinos, más o menos lejanos, que alguien, antes que usted ha tenido ya la suerte de pisar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.