Hospedarse en una terraza.

Recorrer España de terraza en terraza, de Hospes en Hospes...

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Cuando el destino son las vacaciones y la vida bajo un ardiente sol de verano, resulta tan necesaria como irrenunciable una terraza en la que ver morir el día y nacer la noche, en la que respirar la vida nocturna de esa ciudad nueva que pasa desde entonces a formar parte de ese mundo de sensaciones que vas componiendo de viaje en viaje.

El barrio de las letras, El Prado, el Thyssen, el Templo de Debod y la Plaza de España… el Palacio Real, La Almudena, Ópera y la Plaza Mayor… Y así Madrid entero, hasta la Puerta de Alcalá… ahí está viendo pasar el tiempo y tú mirándola como en aquella canción, desde la terraza del Hospes Madrid, a la que accedes desde la Plaza de la Independencia para descansar el cuerpo del turismo de calle y paseo pero no el alma ni la vista del encanto de Madrid.

Si tu destino huele a azahar, a sur, calor, arte árabe, flamenco y sevillanas; si pasearás la Córdoba de los califas, con su mezquita, catedral y Medina Azahara o la Sevilla fluvial con su Torre del Oro, su feria y su Plaza de España… te rendirás con gusto al encanto de un patio andaluz, y tales son las Terrazas del Hospes en Córdoba y Sevilla.

Y así podríamos seguir recorriendo España, de Hospes en Hospes y al encanto de sus terrazas… Mallorca, Granada, Valencia, Alicante… siempre integradas en el entorno y el tiempo en que habitan, siempre dispuestas a ser tu descanso y reposo, tu vida y tu risa de tarde y noche.

hospes.com

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Viajar

Una brújula que nos acerca a esos destinos, más o menos lejanos, que alguien, antes que usted ha tenido ya la suerte de pisar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.