Descanso en cabaña privada.

Cap·Est Lagoon Resort, un hotel de lujo, perteneciente a la cadena Relais & Chateâux, pensado para los que buscan perderse en el Trópico.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Martinica es una isla de las Pequeñas Antillas montañosa y de origen volcánico. Perteneciente a Francia, se trata de uno de los pequeños paraísos del Caribe, en los que el buen tiempo y las playas espectaculares están asegurados todo el año. Allí destaca el Cap·Est Lagoon Resort, un hotel de lujo, perteneciente a la cadena Relais & Chateâux, pensado para los que buscan perderse en el Trópico.

Rodeado de cocoteros, el huésped podrá admirar a los muchos colibríes que ‘desayunan’ en las buganvillas cada mañana; así como darse un baño, bucear o remar en sus exquisitas aguas turquesas. De hecho, la llegada al hotel se puede hacer por mar, gracias a su embarcadero privado.

Consta de 50 suites, repartidas en 18 villas, la mayoría de ellas con piscina privada, ducha exterior y jardín. Aunque será difícil quedarse en ellas viendo la carta de servicios que ofrece el resort: desde deportes tradicionales como el tenis al buceo libre (con o sin oxígeno), kitesurf, kayaks, catamarán… Opciones a las que dedicarse a fondo para, más tarde, reponer fuerzas en su completo spa o en alguno de sus restaurantes, en los que el plato estrella es la langosta: capturadas en las propias aguas del hotel y cocinada al momento.

Este verano, es posible evadirse en este rincón del paraíso a partir de 142 €/persona, si la estancia es de cinco noches.

www.capest.com

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Viajar

Una brújula que nos acerca a esos destinos, más o menos lejanos, que alguien, antes que usted ha tenido ya la suerte de pisar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.