Rómola, el restaurante madrileño de los placeres no culpables.

Rómola es un nuevo y tentador restaurante del madrileño Barrio de Salamanca al que querrás ir... y volver porque es el restaurante de los placeres no culpables.

  • E-Mail Text Link for Post
  • pinit
  • g+ 1
  • Tweet
  • facebook
  • WhatsApp

Rómola es el restaurante que estabas echando en falta, ese que esperabas y de cuya existencia habías llegado a dudar: ¿un restaurante en el que se come rico y light además de hacerlo en una bellísima sala? ¿es posible? en Rómola sí.

Nos gusta cuidarnos porque nos gusta sentirnos bien y vernos mejor y para ello llevar una dieta sana y equilibrada es una obligación casi ineludible, nos permitimos algún capricho, faltaría más, pero cuando se nos acumulan las cenas con amigos, familia y otras gentes como ocurre siempre hacia el final del año, la ansiedad nos puede porque la tentación se vuelve irresisible llevándonos a pecar.

¿Imaginas un restaurante en el que pecar sea un placer que puedes disfrutar sin tener remordimiento alguno? eso es exactamente Rómola, tanto es así que su carta no es sólo fruto de las ideas de su jefe de cocina, Jorge Reina, sino del paso de esas ideas por el tamiz de una firma especialista en nutrición. Para que no haya error ni temor alguno, en su carta incluyen las calorías de cada plato ¿te estás imaginando una comida pobre y light? ¡gran error!.

RecomendadoHortensio es un Sol.

La propuesta gastronómica de Rómola es rica y elaborada, comienza en el desayuno y termina en la coctelería que podrás disfrutar tras la cena, su carta está llena de platos de cocina mediterránea con matices internacionales como aguacate ahumado con atún rojo y caldo dashi, que tiene 384 calorías o jarrete de ibérico glaseado en cuatro cocciones con endivias al carbón de encina, que tiene 297 calorías y así nos lo hace saber Rómola en su carta. Y no creas que por estar en un restaurante de carta equilibrada vas a quedarte sin postre, nada más lejos de la intención de Jorge Reina que nos propone terminar la cena con un granizado de jengibre con sorbete de manzana verde con sopa de hinojo y vainilla ¿calorías? 223.

Cafés orgánicos, una interesante variedad de tés, deliciosas tostas de pan de centeno y de espelta, pasteles sin azúcares ni harinas refinadas representan una magnífica opción de desayunos que se repite parcialmente a la merienda y añade entonces tacos de pesto o focaccias integrales.

En Rómola  podrás disfrutar también de un delicioso brunch de sábado, domingo y otras fiestas de guardar ¿te lo vas a perder? nosotros tampoco.

Localización

calle Hermosilla, 4, Madrid

  • E-Mail Text Link for Post
  • pinit
  • g+ 1
  • Tweet
  • facebook
  • WhatsApp

Saborear

Directos al paladar. Productos tan deliciosos como difíciles de encontrar “cocinados” o embotellados, en series limitadas, bajo la vigilancia de los expertos más selectos.

Meta información

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.