Vídeos

cerrar

Lazarus. David Bowie. Vídeo, letra e información.

Muere David Bowie que acababa de celebrar su 69 cumpleaños con un nuevo disco.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

El pasado día 8, coincidiendo con la celebración de su 69 cumpleaños, el músico británico David Bowie publicaba su vigésimo quinto álbum en estudio bajo el título de “Blackstar”. Tres días más tarde salta la dolorosa noticia de su fallecimiento en Nueva York, víctima de un cáncer contra el que había estado luchando desde hacía 18 meses. Para la promoción de su nuevo disco, el veterano y camaleónico cantante londinense había lanzado un videoclip con la canción “Lazarus”, que es el último single que se ha extraído del Lp.

Tanto la canción como el videoclip sonaban a despedida. “Mira hacia aquí, estoy en el cielo. Tengo cicatrices que no se pueden ver, tengo una tragedia que no puede ser robada. Todo el mundo me conoce ahora”, cantaba Bowie, un artista que empezó su carrera como cantautor, armado tan solo de su garganta y de una guitarra, en un estilo muy similar a Donovan o a Cat Stevens. Sin embargo, luego, a través de los años, fue pasando por todos los estilos y modos imaginables, eso sí, siempre dejando constancia de su maravillosa, sedosa y cálida voz, de su gran talento para componer fantásticas canciones, para imaginar y crear universos y personajes y, sobre todo, para adaptarse a los tiempos y adivinar los nuevos caminos o, en muchos casos, incluso crearlos.

El nuevo disco, grabado en Nueva York y con la producción conjunta del propio David Bowie y de su amigo y fiel colaborador Tony Visconti, es un buen trabajo en muchos aspectos. Hay excelentes canciones, como por ejemplo “Lazarus”, que están impregnadas del espíritu Bowie y de sus numerosas virtudes. De hecho este disco es bastante mejor que algunos de sus trabajos anteriores, los cuales evidenciaban una cierta falta de rumbo. En ellos se veía a un Bowie titubeante, que trataba de encontrar su lugar en un nuevo espacio musical muy diferente a aquel por el cual el artista había viajado y triunfado, agarrándose a sonidos y producciones más modernas en lugar de a composiciones e historias que siempre fueron su gran baza.

Por primera vez en bastante tiempo, Bowie acababa de entregar un disco sólido, enigmático, críptico e intrigante. Un álbum hecho por un artista que vivía el presente, sin mirar ni al pasado ni a su alrededor y al margen de expectativas comerciales, de fans o de medios de comunicación. Tal vez afectado por la enfermedad, el único pequeño borrón, triste borrón, era el deterioro de su impecable voz.

En el videoclip que acompaña a “Lazarus”, dirigido por Johan Renck, se puede ver a un David Bowie bastante seguro y natural ante la cámara, seguramente porque siempre fue un animal escénico, capaz de interpretar cualquier personaje. Aquí aparecía en una cama con la caracterización que ya nos anunció en su anterior video, “Blackstar”, con vendajes algo siniestros, unos preocupantes botones ocupando el lugar de los ojos y entrando en un armario. Toda una premonición. Una despedida. Un brillante broche final.

Ahora Starman regresa a casa en una eterna odisea espacial, a ese sorprendente planeta que él mismo inventó, donde los perros llevan collares de diamantes, donde Hunky Dory es una belleza asexual atractiva y cambiante, donde Ziggy anuncia el fin del mundo. Allí, donde todos son héroes nadando entre delfines.

David Bowie, su tiempo en la Tierra se ha terminado pero Dios sabe que fue bueno y le esperan unos años dorados y un lugar en la eternindad. Aquí nos queda su legado, su música, su talento, su figura, su genio. Cenizas a las cenizas.

 

Look up here, I’m in heaven
I’ve got scars that can’t be seen
I’ve got drama, can’t be stolen
Everybody knows me now

Look up here, man, I’m in danger
I’ve got nothing left to lose
I’m so high, it makes my brain whirl
Dropped my cell phone down below
Ain’t that just like me?

By the time I got to New York
I was living like a king
Then I used up all my money
I was looking for your ass

This way or no way
You know I’ll be free
Just like that bluebird
Now, ain’t that just like me?

Oh, I’ll be free
Just like that bluebird
Oh, I’ll be free
Ain’t that just like me?.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

The Music

Buenas canciones que te sacudan la monotonía. Algunas ya las habrás oído, otras serán nuevas. Ójala que con todas toquemos tu corazón.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.