John Steinbeck, narrador y dramaturgo, premio Nobel por descarte. Biografía, citas, frases.

Nació el 27 de febrero de 1902 en Salinas, California.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

John Steinbeck nació en un pequeño pueblo del condado de Monterrey, en California, lugar donde más tarde ambientaría sus novelas más famosas. Hijo del tesorero del condado y de una maestra, el joven Steinbeck creció en un ambiente de granjeros ricos. Para complacer a sus padres, aceptó entrar en la Universidad de Stanford pero terminó abandonando su carrera para ocuparse en humildes puestos de trabajo, recolectando fruta o trabajando en las plantaciones de azúcar. Este periodo sirvió de base para su implicación social en los problemas de los más desfavorecidos que impregna gran parte de su obra literaria, de la eterna lucha de la gente que depende de la tierra para sobrevivir.

Al convertir la dignidad de los pobres y los oprimidos en el tema central de su obra, mucha gente consideró que Steinbeck había traicionado a su pueblo y a su clase social. Con la publicación de Las uvas de la ira su vida comenzó a correr peligro y se organizaron varios actos en los que se quemaron públicamente sus libros. Obtuvo el premio Nobel En 1962, en el peor momento de su trayectoria literaria, recibió el premio Nobel de Literatura, por sus obras realistas e imaginativas, que combinan humor simpático y una percepción social incisiva. Tras una polémica elección y muchas voces en contra, fue el propio Steinbeck, cuando se le preguntó si se lo merecía quien respondió, Francamente, no. Dicen las crónicas que, en realidad, Steinbeck era el menos malo de los que aquel año se presentaron al premio. Considerado un escritor mediocre por muchos, lo cierto es que Steinbeck fue un héroe para millones de trabajadores que habían sufrido la gran depresión. Las ventas de sus libros aumentan en época de alto desempleo.

Sus Citas y Frases célebres

  • En la soledad absoluta un escritor intenta explicar lo inexplicable.
    1 / 8

    “En la soledad absoluta un escritor intenta explicar lo inexplicable.”

  • El tiempo es el único crítico sin ambición.
    2 / 8

    “El tiempo es el único crítico sin ambición.”

  • Nadie desea consejos, sólo corroboraciones.
    3 / 8

    “Nadie desea consejos, sólo corroboraciones.”

  • Un alma triste puede matar más de prisa que un germen.
    4 / 8

    “Un alma triste puede matar más de prisa que un germen.”

  • No hay preguntas desagradables, excepto las que vienen envueltas en condescendencia.
    5 / 8

    “No hay preguntas desagradables, excepto las que vienen envueltas en condescendencia.”

  • El arte del descanso es una parte del arte de trabajar.
    6 / 8

    “El arte del descanso es una parte del arte de trabajar.”

  • La profesión de escritor hace que las carreras de caballos parezcan negocios estables.
    7 / 8

    “La profesión de escritor hace que las carreras de caballos parezcan negocios estables.”

  • Delante de nosotros hay mil vidas distintas que podríamos vivir, pero cuando llegue, sólo será una.
    8 / 8

    “Delante de nosotros hay mil vidas distintas que podríamos vivir, pero cuando llegue, sólo será una.”

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Society

El mundo está lleno de gente interesante, de gente que aporta, que crea, que sabe… la gente que construye en sociedad, la gente que admiramos, en la que creemos, es ésta.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.