Plato: Fern & Roby Turntable.

Un plato para auténticos sibaritas del sonido, Fern & Roby Turntable.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Con el renovado interés por el vinilo, los fabricantes de aparatos de audio y los diseñadores industriales se han lanzado a incorporar lo mejor de la tecnología del sonido y del diseño a elementos que prácticamente habían caído en desuso, como por ejemplo los platos o tocadiscos. La última maravilla en este campo se llama Fern & Roby Turntable y la ofrece la marca estadounidense Fern & Roby, localizada en Richmond, Virginia, y dedicada al diseño interior y a producir objetos tan variados como grandes mesas de hierro y madera, candelabros o saleros de metal y equipos de sonido: altavoces, amplificadores y platos increíbles. Para la fabricación de sus productos, la selección de los materiales se basa en los principios de aprovisionamiento local y nacional y, en la mayoría de los casos, de bienes reciclados, regenerados o fabricados con responsabilidad.

Un buen ejemplo de la filosofía de Fern & Roby es el plato que manufactura y que se define por tener una gran masa y por el concepto del equilibrio. Para ello han ideado una base de hierro fundido, de un peso que sobrepasa ligeramente los 26 kilogramos, con lo que se reduce la resonancia y se amortigua la vibración de todo el sistema. Además cuenta con un molde de bronce de unos 13 kg, equilibrado dinámicamente a 1.000 revoluciones por minuto (rpm). Un aspecto crucial todo este diseño es el rodamiento, ya que se realiza sobre un único punto de apoyo, con lo que se limita al máximo el contacto y originando por tanto una bajísima fricción que permite equilibrar dinámicamente el plato y obtener un excepcional rendimiento.

Un precioso mamotreto de hierro, bronce y madera al que se le han incorporado un motor sincrónico tradicional y modernas técnicas digitales de control de velocidad, como mediciones en tiempo real, sensor óptico y micro ajustes. La mayoría de los tocadiscos utiliza la electricidad para poner en marcha un motor que gira a una velocidad fija y luego una serie de poleas la transforman a 33 1/3 o a 45 rpm, según se prefiera. En este sistema se produce un deslizamiento de la correa, un desgaste de la polea o pequeñas variaciones debidas a los cambios de temperatura.

Además, para mover con un plato grande y pesado que ofrezca gran estabilidad necesita un motor de gran tamaño lo que añadiría vibraciones y ruido. Sin embargo, Fern & Roby han diseñado un sistema que permite acoplar un motor más pequeño, con una aceleración gradual y una velocidad determinada por un interruptor óptico de gran precisión en la su parte interior. Así, una vez alcanzada la velocidad deseada, la potencia del motor se reduce al mínimo, por lo que se disminuye el ruido y la vibración. Un testigo LED indica con una luz verde que la velocidad es la correcta pero cambiará a naranja si en cualquier momento se produce una desviación por encima o por debajo, superior al 0,23%, mientras que el motor actúa para corregir el error.

El plato Turntable Fern & Roby ofrece de serie un brazo de la gama Rega 303 montado sobre un soporte de pino pero pueden suministrar cualquier otro modelo bajo encargo. La base está apoyada sobre unas patas de fácil acceso para su nivelación desde la parte superior y como accesorio incluye una gruesa alfombrilla para proteger el mueble sobre el que se apoya y aislar al tocadiscos de cualquier ruido.

Sus medidas son 47 cms de largo, por 34,3 cms de ancho, por 8,9 cms de alto y su precio es de 6.500 dólares, unos 5.800 euros.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Conectar

Artículos tecno chic que suman la tecnología más avanzada a la estética más arrolladora. Propuestas para los sibaritas del high tech.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.