string(499) "Portada / Vivir / Decoración / Para huéspedes que se enrollan."

Para huéspedes que se enrollan.

La Chama se desenrolla y se convierte en sillón, cama o chaise longue.

  • facebook
  • Tweet
  • g+ 1
  • pinit
  • E-Mail Text Link for Post
  • WhatsApp

Seguro que este verano se presenta en tu casa algún huésped que no esperas, alguien que pasaba por allí y entró a saludar, alguien que se instala por unos días… No hace falta que recurras a la cama hinchable de la teletienda. Puedes arreglar el imprevisto de forma mucho más elegante. Hazte con la Chama de Mi Jin Park. Es un futón que se desenrolla para convertirse, gracias a los cojines, en una cama o en un asiento. Hay un tamaño sencillo de 82 cm y otro de matrimonio, de 178 cm. Es de Lago y harás un gran uso de él: cuando no lo neceistes lo enrollas y listo. Incluso, si le echas imaginación, puede convertirse en la chaise longue que tanto deseas (eso sí, a ras del suelo…). Las fundas están disponibles en algodón, en lino y en piel.

Vivir

Pequeños caprichos que ponen un toque de confort en nuestra rutina. Objetos de mesa o decoración que nos hacen sonreír de puro placer estético y sin los que ya no podríamos estar.

Meta información

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.