Tranquil House, la casa que demuestra que el hormigón puede ser muy zen.

Tranquil House es una casa japonesa pero no encontrarás en ella ni una sóla de las ricas líneas de la arquitectura tradicional japonesa.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Tranquil House es una casa de lo más sorprendente, está ubicada en una zona que no resulta especialmente bonita y destaca sobremanera porque no tiene nada que ver con la arquitectura japonesa tradicional que vemos también en una casa más antigua adyacente a la que nos ocupa. ¿Y a santo de qué una casa vanguardista hecha de hormigón y en líneas depuradas en un lugar así?. Los dueños de Tranquil House son también los responsables de la fábrica de hormigón que se ve desde sus ventanas, también se ve la casa de sus padres, esa sí, una muestra de arquitectura tradicional nipona.

La casa está construida entorno a un juego de luz y volúmenes protagonizado principalmente por los imponentes muros y paredes de hormigón pero también por el vidrio, los techos altos y una distribución a medio camino entre lo tradicional -diferentes habitaciones- y un loft con terraza exterior.

La armonía juega un papel principal en Tranquil House, sus líneas son depuradas, su iluminación natural, su decoración sencilla pero también moderna y cálida; la idea del minimalismo encaja con esta casa, un minimalismo en escala de grises y con un extra de calidez y confort en su interior.

Tranquil House es una casa de diseño sorprendente en sí misma pero lo es más si cabe por su lugar en el mundo, entre una casa clásica japonesa y una fábrica de hormigón, demostrando que la creatividad y las vanguardias pueden aparecer en cualquier rincón del mundo, nacen allí donde hay imaginación siempre que esa imaginación tome el camino de la creatividad con los conocimientos técnicos adecuados; un camino que el equipo de Kouichi Kimura Architects supo recorrer de manera perfecta, tan perfecta como para diseñar una casa de vanguardia allí donde menos lo esperábamos.

Más información Kouichi Kimura Architects

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Vivir

Pequeños caprichos que ponen un toque de confort en nuestra rutina. Objetos de mesa o decoración que nos hacen sonreír de puro placer estético y sin los que ya no podríamos estar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.