Antiparos, la villa más soprendente de las islas griegas.

Si te seduce la idea de vivir en una casa que ofrece las ventanas de una casa subterránea y una con vistas panormámicas al mar, te encantará Antiparos.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

No es la primera vez que vemos una casa subterránea que atrae nuestra atención por ser una casa subterránea con vistas; ésto, que parece una contradicción en sí misma, no lo es porque no estamos hablando de un búnker ni de un refugio sino de una casa con todos los atributos que esperamos de una casa incluidas las vistas a la calle, al patio, al mar, a la montaña o a donde quiera que miren sus ventanas. ¿Recuerdas Ypsilon? Era una casa subterránea con vistas en Grecia bastante excpcional, pues bien, Antiparos no lo es menos.

Antiparos está construida en la ladera una colina de una isla griega y se integra por completo en el paisaje como si fuese parte de él de modo natural; la casa cuenta con varios espacios parcialmente enterrados y aprovecha la inclinación del terreno para abrirse al exterior y convertirse no solo en una casa subterránea sino también en una casa con vistas.

Antiparos es además una casa de yeso y piedra, el uso de estos materiales facilita su perfecta integración visual en el paisaje de modo que ésta no se basa exclusivamente en el hecho de que la casa está parcialmente enterrada en el terreno sino también en los acabados de las zonas de la casa que saltan a la vista; en la parte superior encontramos las zonas más privadas de la casa, los dormitorios, mientras en las zonas inferiores se localizan los espacioso comunes y de uso y disfrute diario; los tragaluces hacen que la casa disponga de luz natural en todos sus espacios y las ventanas que se abren al exterior y regalan magníficas vistas lo hacen mirando al mar Egeo; además la casa dispone de dos piscinas panorámicas con vistas a la isla de Paros y a las Cícladas.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Vivir

Pequeños caprichos que ponen un toque de confort en nuestra rutina. Objetos de mesa o decoración que nos hacen sonreír de puro placer estético y sin los que ya no podríamos estar.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.