Ana Mª Matute y el olvidado rey Gudú. Biografía, citas, frases.

Nació en Barcelona el 26 de julio de 1925.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Profesora, escritora y Académica de la Lengua, fue la tercera mujer en recibir el Premio Cervantes. Es Ana María Matute y nació en Barcelona el 26 de julio de 1925 en el seno de una familia de la pequeña burguesía catalana.

Pasó parte de su vida en Madrid y también en La Rioja, donde la trasladaron de niña a vivir junto a sus abuelos debido a su precaria salud. Con 17 años escribió su primera novela, aunque no se publicó hasta 11 años más tarde; su prosa comienza siempre con gran lirismo pero en sus historias acaban imponiéndose sus duras experiencias y el difícil ambiente que le tocó vivir durante, sobre todo, su adolescencia y juventud porque contaba sólo 11 años cuando estalló la guerra civil, un enfrentamiento que, junto a su posguerra, dejaron una huella indeleble en su persona y, por ende, en su obra.

Se casó en 1952 y 11 años más tarde vivió una de las experiencias de su vida, se divorció quedando, por ley, la tutela de su hijo en manos de su ex-marido; la mayor parte de su obra infantil estaba escrita por y para su hijo.

Julio Brocard se convirtió años después en el gran amor de su vida y con él recorrió el mundo hasta su muerte en 1990, dejando de nuevo a Matute en manos de una depresión con la que coqueteó en muchos momentos de su vida.

Fue propuesta para el Nobel de Literatura en el 76 y la lista de reconocimientos que avalan la maestría de su obra incluye tanto el Premio Cervantes como el Premio Nacional de Literatura, también el Premio Nacional de Literatura infantil y juvenil, Premio Nacional de Narrativa o el Premio Planeta; fue además finalista en el Premio Príncipe de Asturias de Literatura.

Se despidió del mundo en el año 2014 y lo hizo dejando un importante legado literario para la literatura universal; en el día de su efemérides, como no podía ser de otro modo, recordamos a Ana María Matute a través de su propia voz.

 

Sus Citas y Frases célebres

  • El mundo hay que fabricárselo uno mismo, hay que crear peldaños que te suban, que te saquen del pozo. Hay que inventar la vida porque acaba siendo verdad.
    1 / 9

    “El mundo hay que fabricárselo uno mismo, hay que crear peldaños que te suban, que te saquen del pozo. Hay que inventar la vida porque acaba siendo verdad.”

  • El dolor es más llamativo que la felicidad.
    2 / 9

    “El dolor es más llamativo que la felicidad.”

  • La infancia es el periodo más largo de la vida.
    3 / 9

    “La infancia es el periodo más largo de la vida.”

  • La inocencia es un lujo que uno no se puede permitir y del que te quieren despertar a bofetadas.
    4 / 9

    “La inocencia es un lujo que uno no se puede permitir y del que te quieren despertar a bofetadas.”

  • El Quijote es el primer libro con el que he llorado, con la muerte del Quijote, por todo lo que significa: El dejar que la locura desaparezca. Eso es terrible. El triunfo de la sensatez.
    5 / 9

    “El Quijote es el primer libro con el que he llorado, con la muerte del Quijote, por todo lo que significa: El dejar que la locura desaparezca. Eso es terrible. El triunfo de la sensatez.”

  • Escribir es siempre protestar, aunque sea de uno mismo.
    6 / 9

    “Escribir es siempre protestar, aunque sea de uno mismo.”

  • Me parecería una auténtica falta de cortesía que Dios no existiera.
    7 / 9

    “Me parecería una auténtica falta de cortesía que Dios no existiera.”

  • Siempre he creído, y sigo creyendo, que la imaginación y la fantasía son muy importantes puesto que forman parte indisoluble de la realidad de nuestra vida.
    8 / 9

    “Siempre he creído, y sigo creyendo, que la imaginación y la fantasía son muy importantes puesto que forman parte indisoluble de la realidad de nuestra vida.”

  • La ilusión por la vida nos hace soportar la proximidad de la muerte.
    9 / 9

    “La ilusión por la vida nos hace soportar la proximidad de la muerte.”

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Society

El mundo está lleno de gente interesante, de gente que aporta, que crea, que sabe… la gente que construye en sociedad, la gente que admiramos, en la que creemos, es ésta.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.