Fincantieri Serene, el súperyate en el que veranea Bill Gates.

El empresario pagó 2 millones de euros por semana de alquiler. Fue mandado a construir por el magnate ruso del vodka Yuri Scheffler.

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp

Surcar el mar en el Fincantieri Serene no es un capricho que pueda permitirse cualquiera. Alquilar este súperyate es posible solo a partir de 1,6 millones de euros semanales, una cifra a la que hay que añadir los gastos de personal, logística y mantenimiento, lo que convierte el monto total mínimo en más de dos millones. De hecho, hay quien estima que, el pasado verano, su arrendador desembolsó más de 4,2 millones de euros por semana. Fue, nada más y nada menos, que Bill Gates, el empresario norteamericano co-fundador de Microsoft.

Gates no eligió cualquier yate. El Fincantieri Serene está considerado uno de los más avanzados tecnólogicamente hablando del mundo. Fue construido en La Spezia por los astilleros Ficantieri, en Italia, tras el encargo del magnate ruso del vodka Yuri Scheffler. Este desembolsó la respetable suma de 279 millones de euros por él, aunque tuvo que esperar casi cuatro años a que el proyecto se hiciera realidad. No fue hasta 2011 cuando pudo bautizarlo y comenzar a navegar en él.

Entre los detalles más llamativos del Serena, en el que no hay rincón que no denote lujo y exclusividad, podemos encontrar una cubierta principal con jacuzzi circular al aire libre. De noche, es posible bañarse en él disfrutando, además, de brillantes luces LED de colores, situadas en la terraza principal y que también bañan con cromoterapia las aguas de la piscina interior del yate, con vistas sobre el mar.

Con 12 cabinas para huéspedes y otras 30 para la tripulación, este barco de 134 metros de eslora y un ancho de 18,5 metros reserva para los dos dormitorios principales una gran cama King Size en el centro, conectado a un vestidor completo y a un espacioso baño. El camarote de los dueños tiene su propio ascensor, con acceso directo a la piscina de la segunda cubierta.

Sofás circulares, suelos de madera de teca, varios solarium, barra de bar, salones grandiosos con alfombras mullidas de máximo lujo… no hay detalle que no denote que el Serena es cosa solo de billonarios.

Más información Fincatieri Yachts

  • facebook
  • Tweet
  • pinit
  • WhatsApp
ID); if ( in_category( 'the-music' )) { aws_amazon_inc($post->ID); } */ ?>

Más en:

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.