Un reloj imperdible.

La diseñadora china Uma Wang reinterpreta el Swatch de toda la vida.

Con Swatch nunca se sabe. Ellos siempre están ahí creando mil y una versiones de su reloj de toda la vida. Sí, ese, el plano, el de plástico. ¿Quién no ha tenido uno alguna vez? En los ’90 si no tenías un Swatch simplemente estabas out.

La marca suiza es la que más partido le ha sacado a su reloj tipo. Interpretaciones multicolor, serigrafiadas, dedicadas a personajes de ficción, o las ideadas por músicos, creadores de juguetes, o diseñadores de moda.

En esta ocasión ha contado con las aportaciones de Uma Wang, una diseñadora china muy bien posicionada en el podio de la moda de Shangai, y con experiencia en las pasarelas de París y Milán.

Pues ella, treintañera y con una pasión especial por el punto y el contraste de texturas y materiales, ha creado dos modelos para la colección Swatch & Art con telas bordadas y piel auténtica, que se unen al característico plástico de la firma relojera.

Una curiosidad: esas agujas imperdible que dan ganas de mirar la hora siempre… bien pensado, quizás están ahí por eso.

swatch.com

Lucir

Accesorios ideados con el fin de resultar absolutamente adictivos. Joyas, bolsos, sombreros, gafas o zapatos que nos enganchan al primer vistazo.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.

Salir de la versión móvil