A subasta el Aston Martin de Sean Connery, el auténtico James Bond…

Se trata del único Aston Martin DB5 que tuvo Sean Connery y se venderá por un importe superior al millón de dólares.

  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Lo sabemos, el James Bond auténtico es el que escribió y describió Ian Fleming y está en los libros pero, hablando de cine, Sean Connery nos parece el que más se acerca al auténtico, eso sin restar un ápice de mérito a quienes se metieron en la piel del icónico personaje antes de Connery (Barry Nelson y David Niven) ni de quienes lo hicieron después (Roger Moore, George Lazenby, Timothy Dalton, Pierce Brosnan y Daniel Craig); pero, insistimos, nosotros somos de Sean Connery… y no nos importaría conducir su Aston Martin, un espectacular DB5 que fue propiedad del icónico actor y que está a punto de ser subastado en Broadarrow Auctions Montery Jet Center.

La historia de este Aston Martin DB5 no se limita Sir Sean Connery: se vendió originalmente en el Reino Unido en 1964, después llegó a manos de nuestro James Bond favorito, momento en el que además fue restaurado y renovado; además, como vivimos tiempos de experiencias, la subasta no incluye solo el coche en sí, el único DB5 que fue propiedad de Sean Connery sino también un paseo excepcional… uno en el que será Sir Jackie Stewart, leyenda de las carreas y amigo personal de Sean Connery, quien se ponga al volante de este coche llevando como copiloto a su nuevo propietario.

¿Cuánto pagará el futuro propietario de este Aston Martin para darse el lujo de poseer el DB5 de Sean Connery? La estimación de la casa de subastas da una horquilla nada desdeñable: entre 1,4 y 1,8 millones de dólares…

Más información Subasta Aston Martin DB5 - Sean Connery

  • facebook
  • Tweet
  • Linkedin
  • pinit
  • WhatsApp

Rodar

Rodar… y deslizarse, volar, navegar. Y el casco más buscado, la bicicleta de look retro, el coche customizado por la firma de moda, el patín sólo apto para ejecutivos… Creaciones que transportan nuestros sueños.

Newsletter

No te pierdas nada, que saber no ocupa lugar.